Seguidores

viernes, 12 de marzo de 2010

QUERIDO MIGUEL




Unas líneas para decirte que gracias a tí, pasé muy buenos momentos inmersa entre tus palabras y tus frases llenas de sentido y sentimiento. Entre tus muchas otras obras me quedo con las siguientes, porque cada una de ellas me ha aportado y enseñado algo acerca de la historia reciente, del amor verdadero y la pérdida del mismo, de inquietudes infantiles, de diferencias de clases, de hipocresía burguesa, de conflictos sentimentales....de todo un poco.


El Príncipe Destronado

Los Santos Inocentes

La Sombra del Ciprés es Alargada,

Cinco horas con Mario

Señora de Rojo sobre Fondo Gris, qué bonita historia de amor, su propia historia. Copio un fragmento de la misma:


"Ninguno de los dos era sincero pero lo fingíamos y ambos aceptábamos, de antemano, la situación. Pero las más de las veces, callábamos. Nos bastaba con mirarnos y sabernos. Nada nos importaban los silencios. Estábamos juntos y era suficiente. Cuando ella se fue todavía lo vi más claro: aquellas sobremesas sin palabras, aquellas miradas sin proyecto, sin esperar grandes cosas de la vida eran sencillamente la felicidad. Yo buscaba en la cabeza temas de conversación que pudieran interesarla, pero me sucedía lo mismo que ante el lienzo en blanco: no se me ocurría nada. A mayor empeño, mayor ofuscación. Se lo expliqué una mañana que, como de costumbre, caminábamos cogidos de la mano: ¿Qué vamos a decirnos? Me siento feliz así, respondió ella"....



Gracias por todo lo que nos has dejado Miguel Delibes

10 comentarios:

  1. Siempre que alguien nos deja es triste, pero en estos casos y aunque suene egoista tenemos sus libros para recordarlo.........

    ResponderEliminar
  2. Sí es lo que parece12 marzo, 2010

    Kitty: pues si, al menos podemos releerlos una y otra vez. Igual pienso con los grandes actores y sus buenas películas. Nos dejan parte de ellos para siempre ;)

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Se ha ido un grande, y además uno de mis preferidos. Mi idolatrado hijo Sisí y El Camino fueron dos de mis primeras lecturas que plantaron la semilla de la lectura en mi interior. Así, de algún modo, le debo a Delibes mi afición a la lectura. Comparto tu elección de sus obras, y le añadiría las que he mencionado y La hoja roja, por ejemplo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. sabes...las personas mueren cuando las olvidamos...y el siempre estara por sus lindas palabras y por todo su legado :)


    cariños!

    ResponderEliminar
  5. Sese: Uno de mis primeros libros precisamente fue el Príncipe Destronado que me encantó. Cinco Horas con Mario, llegué a verla en el teatro y volvió a perecerme buenísima. Y con La Señora de Rojo... me hizo llorar como una magdalena ;)El Camino con ese "mochuelo" y los misterios de la vida, genial también...

    La verdad es que Miguel Delibes es de los mejores que hemos tenido.

    ResponderEliminar
  6. Lorena: es el don con que se premia a un buen artista, ser recordado y admirado durante años y años, aún después de su ida.

    Besos

    ResponderEliminar
  7. ¡Qué bello fragmento has seleccionado! Me ha encantado. Un amor de los auténticos, profundo, de verdad.

    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Elvira: coincidimos en el gusto por el fragmento, la verdad es que es precioso ese libro de Delibes, qué amor tan sincero, tan de verdad hacia su compañera.

    Un abrazo dominguero

    ResponderEliminar
  9. le conoci a mis quince por "El camino" y ya no le oude dejar.

    Hace tiempo que no leo nada de él.

    Uno de mis primeros escritores con nombre y apellido. De los se ir a comprar un libro solo porque era de él.

    ResponderEliminar
  10. Jorge: eso es lo que me gusta de escritores como él, compras sus libros, no por lo que cuenta, sino por cómo lo cuenta. En este caso por el estilo Delibes.

    ResponderEliminar