Seguidores

domingo, 21 de febrero de 2010

DEJAME

Hoy todo huele a tí, hoy la ausencia de luz te ha traído a mi vida una vez más.

No te das cuenta que no quiero saber de tí, no sabes que tu presencia me daña? por qué vienes? Por qué te empeñas en querer quedarte conmigo cuando una y mil veces te he dicho que no, que a mi lado tu ya no tienes lugar y que no puedo permitirme ir de la mano contigo...sí, podría hacerlo, claro que podría, es tan fácil como dejarse llevar río abajo arrastrada por la corriente, pero me niego, no quiero. Ya lo hice un tiempo y me arrepiento.

No quiero tu compañía, no quiero tu compasión, no te quiero. Sé que estás ahí, aquí, esperando cualquier oportunidad para querer adueñarte de mi vida, de mis ideas, de mis sentimientos, de mis sueños e ilusiones...y no, una vez más te digo que no, déjame nadar a contracorriente, déjame creer que no hay motivo alguno para que estés aquí, permíteme pensar que mi soledad no tiene nada que ver contigo...

Mañana saldrá de nuevo el sol y tu, Tristeza, solo serás un vago y mal recuerdo de la noche anterior. La luz de la mañana, el despertar de un nuevo día, me dirán que no hay razones para pensar en tí y que tú la maldita Tristeza junto con la pena que ahora me ahoga dejareis paso a mis grandes esperanzas, las de ser por fin feliz




6 comentarios:

  1. Me suena mucho. Resuena aquí dentro eso que dices. Muchas veces viene, y se queda, y luego se va, o la largo yo, o se aburre ella...
    No sirve de mucho, no, pero cuando me viene, cuando me deja respirar un poco, le pregunto qué quiere? a qué viene? Dónde he de mirar para verla diluirse? Sólo mirándola de frente consigo librarme de ella...
    Un abrazo de osa, de osa marina!!

    ResponderEliminar
  2. Sí es lo que parece22 febrero, 2010

    A veces se hace tan insoportable, verdad? Yo suelo mirarla poco, prefiero obviarla, se que está ahí, pero la ignoro y creo que así se irá.

    Probaré a partir de ahora tu estrategia, ;)

    Veo tu abrazo y subo la apuesta a dos para tí pero de osos polares que con todo ese pelo que tienen y con el frío que hace, vienen muy bien :)

    ResponderEliminar
  3. No esperes que se vaya, Síes. Mírala de frente y espántala de un manotazo. Porque mandas tú, no ella.

    Un beso enorme!

    ResponderEliminar
  4. A veces tenemos que sentirla, en vez que evadirla pero sentirla un momento y ya, llorar lo necesario, y hecharla, dejar que se vaya, decirle vete vete que no te quiero aqui, o simplemente ignorarla, veras que donde no le das pie a que entre en tu energía se ira más rápidamente..
    vamos amiga, no la dejes que entre en tu energia :)

    ResponderEliminar
  5. Lenka: lo haré, pero es que a veces es tan "cansina"... Gracias

    Un beso y un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Lorena: me estoy haciendo una trinchera para que ni se le ocurra entrar y menos a mi energía, vamos. Muchas gracias a ti también.

    Besos

    ResponderEliminar